e-planning ad    

(11/Sep/17) La Confederación de Asociaciones Rurales de Buenos Aires y La Pampa (Carbap) advirtió que peligra el 25 por ciento del área destinada a la agricultura y 26 por ciento de la ganadería luego de detectar 8 millones de hectáreas inundadas mediante un relevamiento de imágenes satelitales realizado en esa región.
La institución sostuvo que, tras comenzar la siembra gruesa 2017/2018, en la llanura pampeana, la situación es “desesperante” y resaltó que “toda la cuenca del Río Salado, desde la desembocadura en la Bahía Samborombón extendiéndose hasta zonas de La Pampa y sur de Córdoba, pasando por el oeste de Buenos Aires, se encuentra en graves problemas hídricos producto de las elevadas precipitaciones de 2017”.
“Parte de esas zonas, como el partido de General Villegas, tienen problemas desde hace más de 15 meses y los impedimentos que generan las inundaciones abarcan la pérdida de miles de hectáreas de soja y maíz que no se pudieron cosechar, cientos de miles de litros de leche que se tuvieron que tirar y la pérdida de terneros y vacunos en general”, precisó Carbap.
Tal como informó DIB la semana pasada, la situación hídrica actual pone un manto de duda en el futuro de los cultivos en áreas que están inundadas. La esperanza está puesta en que las lluvias de primavera sean inferiores a lo normal para que se pueda realizar la siembra de gruesa (soja, maíz y girasol), prevista para los meses de octubre, noviembre y hasta diciembre.
La entidad señaló que “el impacto económico que tendría sobre la actividad alcanza 26.200 millones de pesos, proyectando lo que no se sembrará con soja, maíz y girasol, además de las pérdidas en trigo, y estimando los perjuicios en ganadería, lechería e infraestructura”. El reporte detalló que esa cifra es “52 veces el Fondo de Emergencia Nacional, que el Ministerio de Agroindustria tiene previsto para el sector en estos casos, que desde 2009 es de 500 millones para todo el país”.
Traslado a precios
Desde Carbap advierten que la mortandad de terneros en las zonas inundadas va a repercutir en el precio de la carne durante el año que viene y aseguran que va a haber faltante.
“Gran parte del rodeo, el 60 por ciento de la hacienda bonaerense está en zonas llenas de agua. Esas vacas están pariendo, va haber mortandad de terneros y seguramente va haber menos preñeces”, explicó el titular de la entidad agropecuaria, Matías De Velazco, entrevistado por Radio Provincia.
Asimismo, el referente ruralista aseguró que está situación se va a trasladar al mercado. “Si faltan terneros va a subir el valor de la carne y va a va a faltar en el mostrador más adelante”, aseguró.
Desde esta perspectiva, De Velazco aseguró que para “atemperar esto hay que darle al productor capital de trabajo para que pueda comprar alimento para la hacienda” y “hacer esas obras que se le deben a la Argentina desde décadas” si se quiere una solución definitiva.
La situación crítica que vive la hacienda bonaerense ya había sido advertida por DIB, cuando la semana pasada detalló que 12 de los 18 millones de cabezas de ganado se encuentran en el área inundada (alrededor del 63 %), lo que representa un 34 % del stock nacional.
Rauch, con menos stockgan
Rauch es uno de los tantos distritos bonaerenses que se encuentran complicados por la inundación. El partido del centro este provincial, de 432.000 hectáreas, cuenta con “560.000 animales”, aunque ya se está registrando la mortandad de muchos de ellos.
“Creemos que se va a haber reducido el stock. Se produciendo mucha mortandad de animales”, le explicó a radio Continental el presidente de la Sociedad Rural de Rauch, Federico Petreine.
El ruralista local señaló que su distrito se encuentra en complicado por las abundantes lluvias y por “el problema que tenemos el nivel de altura con Tandil”, ya que “cuando llueve mucho al sur nuestro toda esa agua se nos viene”. DIB

Postergan vencimientos
La Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) dispuso postergar las fechas de vencimiento de declaraciones juradas y pago de impuestos de los trabajadores autónomos y adheridos al régimen simplificado para pequeños contribuyentes que están radicados en zonas afectadas por inundaciones y que fueron declaradas en emergencia.
La Resolución General 4118-E publicada el miércoles en el Boletín Oficial, posterga el vencimiento de impuestos a los que viven en zonas de las provincias de Buenos Aires, Catamarca, Chubut, Corrientes, Jujuy, La Pampa, Misiones, Salta, Santa Fe, Tucumán y Río Negro, afectadas por inundaciones.
El artículo 3 precisa que se trata de obligaciones impositivas que tenían como fecha de vencimiento el 17 de mayo y 17 de noviembre de este año, y que se postergan desde el 22 de noviembre al 22 de mayo del 2018.
Para obtener el beneficio de la prórroga los contribuyentes deberán presentar “una nota -con carácter de declaración jurada- en los términos de la Resolución General Nº 1.128, la cual podrá efectuarse dentro de los 15 días hábiles administrativos contados desde la publicación de la presente en el Boletín Oficial, ante la dependencia de este organismo en la que se encuentren inscriptos”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.