e-planning ad    

(22/Mar/18) La actividad industrial creció un 8,6 por ciento en febrero respecto del mismo mes de 2017, impulsado por el salto de la producción automotriz y el buen desempeño en los sectores de bienes de uso intermedio, especialmente siderurgia. Así lo reflejó el Índice de Producción Industrial (IPI) que elabora la Fundación de Investigaciones Económicas Latinoamericanas (FIEL), trabajo en el que se destaca que el primer bimestre del año tuvo un incremento del 4,8 por ciento con estacionalidad respecto de igual período de 2017.
Al mismo tiempo, la producción industrial del mes resultó 2,2 por ciento superior a la de enero incluyendo factores estacionales, mientras que si estos se corrigen, la actividad avanzó 1,4 por ciento, encadenando tres meses sin alternar el signo positivo. A nivel de ramas de actividad el ranking de crecimiento en el acumulado para los dos primeros meses del año y en la comparación interanual, es liderado por producción siderúrgica que acumula una mejora de 21,4 por ciento, mientras que en segundo lugar se encuentra la producción automotriz que suma una mejora del 21,3 por ciento.
Mejora económica. Por otra parte, el Producto Bruto Interno (PBI) creció el año pasado un 2,9%, alentado por el mayor nivel de inversión, el sector agropecuario y en menor medida el consumo, informó el Instituto Nacional de estadística y Censos (Indec). Este resultado se obtuvo luego que el PBI se incrementara 3,9% en el cuarto trimestre del año con respecto a igual período de 2016, y una mejora de 1% en relación con el tercer trimestre de 2017.
La suba del 2,9% del año pasado resultó la mayor desde el 2011, y compensó la caída del 1,8% que mostró el PBI en 2016. Sobre la base del informe del Indec, el PBI de 2017 a precios corrientes fue de 10 billones 558.497 millones de pesos, una cifra equivalente a alrededor de 512.000 millones de dólares. Luego de que se conocieran las cifras del Indec, funcionarios del Palacio de Hacienda destacaron “el carácter difundido” que tuvo el crecimiento durante el año pasado, ya que “13 de los 16 rubros (que componen el PBI) cerraron en alza”.
El componente de la demanda agregada que lideró el crecimiento en 2017 fue la inversión, que avanzó 11,3 por ciento, el mayor crecimiento desde 2011. El consumo privado también mostró un importante incremento de 3,6 por ciento durante el año, porcentaje que incluso lo ubica por encima de la evolución del PBI. Fuente: Télam.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.