e-planning ad    

(10/Jun/2018)

Como es habitual en AgroActiva desde el año 2002 se llevó a cabo el acto más emotivo de la exposición: la entrega del premio a la Familia Rural del Año y al Valor Criollo (desde 2010). El primero de los reconocimientos es para un grupo familiar que mantenga viva la tradición y las costumbres del hombre rural. En el caso del premio Valor Criollo, que busca distinguir a una persona, institución o empresa que lleve adelante su existencia con los valores criollos de solidaridad, sencillez, humildad y ayuda al prójimo, la distinción fue para el Banco de Alimentos de Rosario (BAR).

 

 

Valor Criollo

El Banco de Alimentos de Rosario (BAR) es una organización sin fines de lucro que recupera alimentos que no pueden ser comercializados, pero sí son aptos para el consumo y los distribuye a organizaciones sociales de ayuda directa a personas y familias que se encuentran en situación de inseguridad alimentaria.

 

El modelo de trabajo de BAR está enfocado en rescatar alimentos antes de que sean desechados, para almacenarlos, clasificarlos y luego distribuirlos a organizaciones sociales que brindan servicios de alimentación gratuitos.

 

El BAR llega a organizaciones sociales, tales como comedores, merenderos, clubes, iglesias, cooperativas, centros de rehabilitación, apoyos escolares, entre otras, distribuidos en Rosario y su zona metropolitana, San Pedro, San Nicolás e Islas de Entre Ríos.

Inicios

 

La Asociación Civil BAR obtuvo la personería jurídica el 25 de julio de 2011 con el objetivo de formar un Banco de Alimentos para asistir a organizaciones en materia de alimentación y nutrición infantil de la ciudad de Rosario.

 

La iniciativa fue impulsada por la Comisión “Nutrición e Infancia” de MoveRSE bajo el liderazgo de Daniel Vázquez, con el fin de convocar a empresas y referentes interesados en la temática.

 

Desde el inicio de sus actividades en 2011, se distribuyeron más de 4.000.000 kg de productos.

 

Actualmente BAR, asiste a 207 organizaciones, que alimentan a más de 36.000 personas. El 63 % son niños menores de 12 años.

 

El BAR forma parte de la Red argentina de Bancos de alimentos (RdBA), cuyo objetivo es potenciar el accionar y el desarrollo de alianzas estratégicas de los diferentes Bancos del país. La RdBA nuclea a 16 Bancos de alimentos y dos en formación en distintos puntos geográficos del país.

 

Está conformado por con una Comisión directiva y Consejo asesor en que participan 22 personas y un equipo operativo (staff) de 13 personas. Además, cuenta con un equipo fijo de voluntarios que trabajan diariamente en diferentes actividades.

 

En colaboración con AgroActiva y sumándose a la iniciativa la firma Rizobacter entregó 15 cajas de alimentos para el BAR.

Una de las voluntarias permanentes del Banco de Alimento de Rosario, la actual presidente Nadia Nezer, agradeció el reconocimiento al “Valor Criollo” realizado por AgroActiva. “Agradecemos este reconocimiento que consiste en los valores de la sencillez; humildad y trabajo. Eso es lo que hacemos desde el Banco de Alimentos de Rosario, donde todos los voluntarios nos tomamos muy en serio nuestro trabajo. Lo que queremos es que los chicos que no han tenido una oportunidad la puedan tener en un futuro. Lo que buscamos con nuestro trabajo es que esa comida que va a parar a la basura y que no es tóxica ni está vencida vayan a parar a un nene que tiene hambre”.

La integrante de B.A.R. precisó que “estamos tirando la comida para alimentar a diez Argentinas. Desde la producción hasta la llegada al consumidor se pierde diez veces la cantidad de población del país. En nuestra querida Argentina hay seis millones de personas que sufren inseguridad alimentaria; es decir: no saben si van a comer cuando se levantan. Nuestro trabajo es no mirar para el costado y dejar de ser egoístas. Nuestra labor es gestionar para que esa comida que se puede comer pueda alimentar a un nene con necesidades para el futuro. Agradecemos el reconocimiento y los invitamos a que se comprometan con la gente que tiene menos recursos y tienen hambre”.

 

Familia Rural del Año

Esta es la historia de una familia luchadora. La familia Varengo,  tercera generación de empleados agropecuarios que con mucho esfuerzo ha logrado progresar y conseguir su sueño. El fiel reflejo de la gente de campo, trabajadora, que a pesar de todo dan lo mejor para lograr su sueño: De ser tamberos y peones, a propietarios de su propio campo

 

Hernán tiene 38 años, es el jefe de familia y con él, en el campo, viven su  esposa Paola de 36 años, y sus hijos Caterina de 19 años (estudia actualmente en Santa Fe) y Sebastián de 14, que si bien decidió dejar la escuela es el que acompaña a Hernán en todas las labores. Viven en Galisteo, Pcia de Santa Fe y trabajan en sociedad con su hermano Laureano quien vive en Sunchales con su familia.

 

La historia de esta familia comenzó con los abuelos de Hernán,  en los años 60. Luego, en el año 71 su papá se casó y se quedó a vivir en el campo junto su esposa. El jefe de familia de por aquel entonces falleció en el año 89 y Hernán junto a su hermano y su mamá quedaron a cargo de todo. A pesar de habernos quedado los 3 solos, apostaron a seguir en el trabajo que mejor sabían hacer. En ese momento tenían un tambo de 300 litros y siempre siguieron por el camino de la producción de leche.

 

Actualmente trabajan 750 hectáreas de las cuales 100 son propias (adquiridas en el 2013) y el resto alquiladas.  Tienen 3 tambos y producen 10.000 litros diarios aprox.

Engordan los novillos overos y las vaquillonas son incorporadas a los tambos. Con la ayuda de empleados y de toda la familia, hacen boyeros, dan la ración, el silos y todo lo necesario para ser lo más eficientes posible.

 

Desde hace unos años distintas empresas e instituciones que participan de AgroActiva se suman a la entrega del premio a la Familia Rural y otorgan obsequios a los galadronados. En la edición 2018 de la distinción aportaron regalos para los Varengo la compañía aseguradora RUS, la semillera KWS, el periódico Nuevo ABC Rural, la radio Cadena 3 y Federación Agraria Argentina.

 

El jefe de familia de los Varengo, Hernán, hizo una breve declaración de agradecimiento tras recibir el reconocimiento en la mega muestra. “La verdad que no se mucho que decir; pero si agradecer a todos los organizadores de AgroActiva. Este reconocimiento es hermoso porque nos reconocen el trabajo y el apostar al campo.

Para finalizar, la presidente de AgroActiva, Rosana Nardi cerró el emotivo acto de los reconocimientos a la familia rural del año y premio al valor criollo. “Me encanta este momento de AgroActiva porque es algo que gestamos con nuestro pequeño grupo de trabajo para reconocer a las familias e instituciones que engrandecen a nuestra patria como el caso del Banco de Alimentos de Rosario y la familia por su arraigo. Ambos encierran algo muy importante como el trabajo, sacrificio, esperanza y placer. Para nosotros es un enorme orgullo hacer premios a la medida de lo que consideramos que es lo mejor para nuestro país. Muchas gracias al Banco de Alimentos de Rosario y a la familia Varengo por su aporte”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.