e-planning ad    

(12/Sep/2019) Con motivo de la ocurrencia de un foco de influenza aviar H7 de baja patogenicidad en la región de Valparaíso en la República de Chile, el Programa de Sanidad Aviar del Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa) convocó a una reunión de la Comisión Nacional de Sanidad Avícola (Conasa).

Durante el encuentro en su sede central, el Senasa informó a los participantes sobre el reporte recibido por el Servicio Agrícola Ganadero (SAG) de Chile respecto a la situación sanitaria en la zona involucrada, donde el foco ha logrado ser controlado y se mantiene una minuciosa vigilancia epidemiológica de los establecimientos linderos.

También se comunicaron las medidas implementadas hasta el momento por el Programa Nacional de Sanidad Aviar del Senasa: la suspensión de las importaciones de productos avícolas y de aves vivas provenientes de Chile; el incremento de los controles de vehículos y personas en los pasos fronterizos con dicho país, con exigencia del certificado de lavado y desinfección de los transportes que ingresan a la Argentina para la carga de pre-mezcla o alimentos avícolas a granel; y el estado de alerta sanitario en todos los centros regionales ante cualquier denuncia de sospecha de enfermedad en las aves.

Finalmente, se anunciaron las medidas sanitarias que se implementarán en adelante, en relación a la vigilancia epidemiológica coordinada entre la Dirección Nacional de Sanidad Animal y los centros regionales Cuyo, NOA y Patagonia del Organismo, a fin de constatar la ausencia de la enfermedad en la región, y al fortalecimiento de la capacitación de sus profesionales veterinarios para estar preparados ante un eventual ingreso del virus al país.

Recomendaciones para preservar el estatus sanitario de la avicultura argentina

De la reunión participaron, en representación del Senasa, la supervisora de Aves de la provincia de Entre Ríos, profesionales del Laboratorio, del Ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca de la Nación, de la Universidad de La Plata, de la Cámara Argentina de productores Avícolas (CAPIA), del Centro de Empresas Procesadoras Avícolas (CEPA), de la Cámara Argentina de la Industria de Productos Veterinarios, del Grupo de trabajo avícola (GTA), y asesores privados de la avicultura.

Dejar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.