e-planning ad    

Alfonso Bustillo estuvo presente en el remate Especial de Destete organizado por Raíces Ganaderas, que desde la cabaña azuleña Los Cerritos (de la familia Casado-Pouyanne) alcanzó el éxito que se esperaba, con 3.000 cabezas vendidas, con cabañas invitadas de primer nivel y el presidente de la Asociación Argentina de Angus no podía estar ausente.

Participó de la entrega de premios, previa al inicio del remate a cargo de la firma Wallace Hnos., en los corrales de la Sociedad Rural de Azul, y luego se quedó un largo rato presenciando las ventas, que fueron excelentes por otra parte, y también habló con campoindustria.com para hablar de la actualidad de la institución y del gran festejo que se viene por los 100 años.

“Tuvimos el auspicio de este remate ya que Raíces Ganaderas es un remate que viene marcando tendencia. Le faltaba esta pata de la invernada y lo que se vio fue muy pero muy bueno. Es la fuerza de la genética, cuando el manejo es el adecuado, cuando las condiciones se dan entonces la genética se expresa, por lo que es una inversión de muy bajo impacto en el margen de la cría pero con un alto impacto en el margen productivo” comenzó diciendo Alfonso Bustillo.

Gustavo (Pouyanne) también decía eso, que era la pata que le faltaba…

Seguro, porque así cierra el circuito. Toda la gente que invierte en genética en Raíces Ganaderas está mostrando acá todo lo que generó esa inversión, y como dije anteriormente es una inversión ya que los ganaderos no podemos seguir comprando genética sin saber lo que es. Tiene que ser genética informada, genética que nos direccione los rodeos y que lo que querramos hacer con la genética sepamos que se va a cumplir en general.

¿Cómo está la Asociación después de las elecciones?

Estamos muy contentos, muy afianzados luego de este espaldarazo que fue ganar con el 65 por ciento de los votos que nos eligieron, y ahora trabajando muy fuerte para el centenario que es nuestra exposición y nuestra fiesta que estaba postergada. La haremos del 21 al 28 de mayo en la Sociedad Rural de Palermo, será muy completa y estamos trabajando para ello.

¿Lo sorprendió o lo molestó que se hubiera presentado otra lista para las elecciones?

No, a mí no me parece que me tenga que molestar que la gente se quiera expresar. Me parece que es sano para las instituciones. Creo que la gente que quiso expresar otra idea lo pudo hacer y la gente que tenía que elegir, eligió. Hay que escuchar a los que nos votaron y a los que no nos votaron también porque son nuestros socios, así que estamos trabajando para ellos. Hemos hecho una propuesta de cambio de estatutos y pedimos una asamblea extraordinaria para fines de abril. donde recogimos gran parte de los pedidos que hacía la otra lista para ver si podemos encaminar las ideas y trabajar en conjunto.

¿Igualmente los programas de la Asociación que ya tenían se siguen desarrollando normalmente?

Sí, sí. Nuestros programas son inamovibles. Lo que tenemos que tratar es de seguir fortaleciéndolos y generar nuevas alternativas. Estas son herramientas para los criadores que sin dudas van a mejorar su negocio, así que nuestro afán es seguir trabajando para eso.

¿Los 100 años de Angus seguramente será un evento en el que van a tratar de mostrar todo el potencial de la institución?

Sí, sin dudas. Vamos a mostrar absolutamente todo, porque habrá remates de gordo, concurso de novillos, remates de invernada y cría durante cinco días, inclusive desde la Patagonia ya que la cooperativa patagónica, al sur del río Colorado, pueda vender en nuestro centenario. Va a haber exposición de Puro Controlado por primera vez en Palermo, con una exposición dentro del galpón, separados negros y colorados, también tríos en la pista central, por lo que será una fiesta muy grande. Yo me siento agradecido a la vida y a los socios por la oportunidad que me han dado y espero estar a la altura de las circunstancias.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.