banner_NHF_220x110

Con la crisis del 2001 creó Plantium y se recibió de “Mandrake”

Jorge Gentili es fundador de Plantium y tiene una larga trayectoria en el desarrollo tecnológico para el campo. Primero, junto a su hermano, trabajó en el campo y realizó la electrónica para maquinarias agrícolas. Eso fue recién el inicio de lo que sería una empresa referente y pionera del rubro.

Noticias 21 de octubre de 2023
jorge_gentili-1144638943

A finales de 1990 la sociedad que había armado junto a su hermano se desarmó y Jorge puso su conocimiento en el desarrollo de la empresa Gentec. Hasta la crisis del 2001, proveía insumos a los principales fabricantes de maquinaria agrícola, pero ese año no fue igual. Las marcas dejaron de comprar y ahí Jorge vio la oportunidad de rearmarse con su propia fábrica: Plantium.


En 2008, su hijo, Leandro Gentili, le propuso hacer un piloto automático. Una idea que para muchos sería descabellada, pero vieron que esta propuesta tenía futuro. “Así fue y hoy somos el principal proveedor de la Argentina”, comentó Gentili a Agrofy News.


Sin embargo, la situación económica de Argentina en relación con otros países hace que el trabajo sea un desafío constante. Pero Jorge asegura que se volvió un experto en superar trabas y se define como un mago: Mandrake.


Cómo piensa Jorge Gentili, fundador de Plantium y "máster en Mandrake"

-¿Cómo hace Plantium para estar en la carrera global, pero apuntar a un productor que tiene otro poder de compra?


Cuando era chico, había una historieta que era Mandrake, el mago. En Argentina tenés que ser un mago, ser Mandrake. Poder competir con la demanda laboral que tienen los países extranjeros que pagan en dólares a la gente que hace software es un problema. Preparamos gente y después un extranjero te lo lleva. El otro problema es que necesitás mucho dinero para desarrollar, testear, fabricar y después financiar. En esta macroeconomía, donde no hay crédito y no podés importar, tenés que competir con empresas globales que no tienen ningún problema. Tenés que ser Mandrake. Yo diría máster en Mandrake.

-¿Cómo fue el recorrido hasta el presente de Plantium?


En el afán de pensar lo que vas a vender dentro de cinco años, empezamos a ver qué otra demanda podríamos satisfacer. En este caso fue el equipo de siembra ecuRow, que es un desarrollo de tres años. En la pulverización selectiva y la robótica llevamos seis años. Afortunadamente, lo que veíamos y hoy estamos en condición de probar, nos costó seis años y no le estamos errando.


-¿Dónde está la esencia de Plantium de apostar a largo plazo?


La esencia está plasmada en todos los chicos que forman parte del departamento de Desarrollo de Plantium, 70 ingenieros. Ahí está la esencia. Este grupo jóvenes, muy capaces, son la esencia.


-¿En qué desarrollo piensan de acá a seis años?


Lo que estamos pensando es que estos dos equipos tienen varios años de vigencia. Sería una robótica cada vez más compleja, en el sentido de que se pueda intercalar distintos aperos, como pulverización, descantillado y fertilización. Otra alternativa es agregarle la robótica a un tractor porque lo que vale es el software y la parte de sensores que tiene el robot. Si todo eso se lo pones a un tractor, estaría siendo un tractor robótico, que te ahorraría todo el trabajo de tener que fabricar la parte mecánica.


-¿Hacia dónde ven que va la demanda de la agricultura para los próximos años?


Todo tiende a ir hacia la robotización, pero con un proceso mucho más lento en países como el nuestro que en los países desarrollados que tienen más dinero. La robotización va a hacer mucho más efectiva la aplicación de los plaguicidas y de la siembra. Yo diría que la inteligencia artificial va a colaborar. Quizás a la Argentina llegue, pero mucho más lento por el problema macroeconómico que tenemos.


-¿Qué es lo que motiva a la empresa a seguir apostando a pesar de los contratiempos que mencionó?


Lo primero que me motiva es que sufrí siempre, de manera que estoy acostumbrado. Sigo en esta, en donde tengo que lucharla. La otra tiene que ver con que es increíble cómo en la Argentina, al agro, le quitan permanentemente cosas. Por ejemplo, Brasil no tiene retenciones y pasó a ser uno de los principales países en el mundo a exportar alimentos. El producto bruto argentino equivale a la producción agrícola brasilera. El ingeniero Mario Bragachini hizo un trabajo muy interesante que mostró que si al campo le daban la posibilidad de procesar y producir sin retenciones iba a provocar un ingreso de 100.000 millones de dólares. Con esos ingresos tendrías solucionado el problema del déficit fiscal y seguiríamos tratando de acompañar a la pobreza y sacarla adelante. Tengo la esperanza de que alguien se dé cuenta de que el campo es un jugador importante a la hora de los ingresos para nuestro país. Por eso seguimos apostando en esto. Además, porque todos estos chicos que hay acá me dan una pila bárbara y estoy orgulloso de poder disfrutar el avance que tenemos, a pesar de toda la crisis que hay.


Fuente: AgroFy

Próximos remates

WhatsApp Image 2024-02-19 at 19.36.44

WhatsApp Image 2024-03-02 at 18.20.21 

WhatsApp Image 2024-02-19 at 09.50.59

MATTEUCCI Y BARDIN

WhatsApp Image 2024-03-01 at 14.37.38

WhatsApp Image 2024-03-02 at 11.06.39

WhatsApp Image 2024-03-02 at 09.13.45

WhatsApp Image 2024-02-15 at 11.45.33

WhatsApp Image 2024-02-20 at 16.43.04

WhatsApp Image 2024-03-01 at 12.40.36

WhatsApp Image 2024-02-22 at 14.18.10

WhatsApp Image 2024-02-14 at 10.08.52

El Manu

Banner 324 × 250 px

Platino

gana trans

el paso_Mesa de trabajo 1

Wallace

Peiretti

El Toro

zelduar

Primera Info